capitulo 11 1Año 1985

            Este es un año especial para el teatro en Carcaixent, dado que se celebró, gracias al apoyo de la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento , por vez primera la “Mostra de Teatre Ciutat de Carcaixent”, pero sobre todo merece recordarse por la reapertura del “nuevo” Teatro Patronato, ya como “Teatre Municipal Don Enrique”, con un abundante programa y no solo exclusivamente teatral. Veamos:

               Fue en la noche del viernes 26 de Julio, cuando se produjo la Reinauguración (M.I. Ajuntament y “Àgora”) con la obra de Bertold Brech  “La boda de los pequeños burgueses”, dirigió con éxito Juan Gil. Además se produjeron otras actividades culturales de Cine Infantil (“El Señor de los anillos” de Ralph Bakfhi), Cine  (“Los Santos Inocentes” de Mario Camus)  o música ,tanto las actuaciones de la “Societat Musical Lira Carcaixentina” bajo la dirección de  Salvador Navarro, (y también la “Banda juvenil”) y la “Banda Sinfónica” bajo la batuta de Francisco Tamarit;  así como el recital , verdadero “mano a mano” entre  dos monstruos de la Cançó valenciana,  Lluís Miquel  y  Ovidi Montllor.

           

No podemos dejar de lado, una vez que la memoria ha evocado aquellos tiempos, las circunstancias que rodearon el nuevo vuelo del teatro Patronato. Recordemos aquí y ahora los términos de aquel acuerdo municipal histórico, que hizo posible el renacer a otra vida al entrañable “Patronato”:

La Comisión Municipal Permanente (hoy Comisión de Gobierno) de 9 de Mayo de 1985 en su punto 32, “Propuesta de cambio de nombre del antiguo Teatro Patronato” (…) Acuerda:  Aceptar la propuesta formulada para que en lo sucesivo, el antiguo Teatro Patronato lleve el nombre de “Teatro Municipal D.Enrique” en honor de su fundador D.Enrique Pelufo. Esta propuesta sería aprobada por unanimidad  en el punto 3º  del  Ple Extraordinari del M.I.Ajuntament de Carcaixent en su sesión de 16 de Mayo.

Con la recuperación del “nuevo teatro” y gracias a las gestiones de la compañía, fue posible la incorporación de esta sala al “Circuit Teatral Valencià” de la Consellería de Cultura de la Generalitat Valenciana.

También en este año tenemos constancia, y lo destacamos como muestra dada la dimensión del evento, que se repetiría con una cierta frecuencia, de una de las habituales colaboraciones de nuestra compañía con las Fallas, esta vez fue el 9 de Marzo y en la Sala Xúquer de València, con ocasión de la Presentación de la Fallera Mayor de la Plaça del Pilar, Carmen López Espí. Miembros de Ágora participaron como “Cuadro Artístico Falla Plaça Les Dies” en el espectáculo  “Homenaje al  traje regional”,  bajo la Dirección de Vicente Giner y formando parte del Cuadro Artístico actores como Roberto Ripoll, Guillermo Moret, Maribel Piera, MªVivas Llopis, Pepe Cogollos,…

Este hecho y otros similares, de acercamiento teatral-fallero, ha sido  relativamente frecuente, a lo largo de la trayectoria teatral de Àgora: la colaboración de destacados miembros de la compañía, en las Presentaciones Falleras de diversas fallas, locales o foráneas. Aunque este tipo de apoyo teatral no se hizo “oficialmente” como Àgora, sino siempre a título más o menos personal, hemos considerado importante dejar constancia de esta sustanciosa actividad, y es por ello que hemos tomado la licencia de destacar alguna de estas importantes colaboraciones por hacer justicia a un esfuerzo, hasta hace poco  no demasiado reconocido.

    

     También montó Àgora este año  la obra “Abre el ojo” de Rojas Zorrilla y con ella concursa ya en 1986, en el VIII Certamen Nacional de Teatro “Arcipreste de Hita” de Guadalajara y bajo la dirección de Vicente Giner, obteniendo el Premio a la mejor carpintería teatral (montaje).

    

El año acabó con la representación de “Esperpentos” de Don Ramón  del Valle Inclán. Fue el pequeño homenaje a la memoria del más ilustre autor dramático de nuestro tiempo (según rezaba el programa de mano de la obra).  Se pusieron en escena el 8 de Octubre de éste año,  en un complicado y atrevido montaje tres obras, a saber:  “La cabeza del Bautista”, melodrama para marionetas.  “Sacrilegio”, auto para siluetas.  y  “Las galas del difunto”, un esperpento sobre el mito literario de Don Juan Tenorio.  Dirigió tamaño atrevimiento  Juan Gil. El resultado fue que posiblemente la espectacularidad del  montaje, con dos niveles y cuatro cuadros (fruto de la constancia de ese -también- gran director escénico que es Vicente Giner por consegir el más dificil todavía), ocultó la tenebrosa y lúcida densidad el teatro de Valle. Es ineludible dejar constancia de los responsables del gigantesco esfuerzo: El montaje según idea de Vicente Giner perfeccionada por Enric  Martí, que fue construido por Enric Picot (parte artística de los decorados), Salvador Abargues en la carpintería y Rafael Ausina en la estructura metálica. La parte eléctrica fue de Pascual Adrià, con música original de Carles Gil y efectos especiales de Antoni España . Vestidos por Hilario y caracterizados por “Algis”.  Utillaje de Julià Hernandez  y los montadores fueron Robert y Juan Mª Ripoll.

     Después del esperpento teatral y tras la representación, y ya en plenas Fiestas Mayores, y para que la fiesta continuara,partía de la puerta del Teatro la comitiva que iba a participar en la “Nit d’Albaes”, a la que no pocos de los actores y público se sumaron en alegre y procesional hermandad…

Año 1986

            Tenemos notícia que fue en este año cuando se iniciaron las conversaciones teatrales, en las que participó activamente “Àgora” que llevarian posteriormente a la constitución  de la “Federació de Teatre Amateur de la Comunitat Valenciana”.

En lo que a representaciones teatrales se refiere y ya en el  renovado Teatro Patronato, transmutado por obra y gracia municipal en “Don Enrique”, y  con una nueva etapa en la Presidencia de Ágora  (Vicente Giner), se puso en escena la obra de Guillermo Figueiredo  “La zorra y las uvas “.  Dirigió  Juan Gil y se alcanzó la cifra de ocho representaciones.

Un hecho que conviene destacar fué el  avance que se produce a partir de este año en la normalización lingüística, pensamos que de forma ya irreversible. El hito lo constituyó el montaje de una obra infantil en valencià,  escrita por el profesor local Francesc Sirvent , titulada “Esplai - Plai”: Su éxito entre esos locos bajitos que forman la grey  infantil  fue notable, con más de quince representaciones en Colegios a lo largo de todo el País Valencià. 

Además, y hablando de valencianía, anotamos aquí que  con posterioridad, y ya en el siguiente año, el 22 de Febrero  se pondría de nuevo en  escena , y sería esta vez en València, en el Teatro Olympia, con ocasión de la  Presentación  de la Fallera Mayor Infantil de la Falla Plaça del Pilar, N’Alexandra Prat Sandberg  y actuando de mantenedor el actor valenciano Antonio Ferrandis.

Otro evento fue una extraordinaria participación en la Presentación de la Falla del Pilar de Valencia titulada “El Pilar es nom de dona”, en donde se recreó en decorados la Plaza de Pilar sobre el escenario de Teatro Princesa. Toda la escenografía, que se construyó en Carcaixent, huvo de ser trasladada en un enorme trailer. Presentación que concursó el Premio de presentaciones de fallas de la Sección Especial, y a pesar del éxito y las generalizadas alavanzas, fue injustamente descalificada al aducir el jurado fallero la condición de profesionales de los actores de la compañía que intervinieron en ella, Vicente Giner, Enrique Martí, Salut Llopis, Salvador Signes, Carmen Serra, Ana Albiñana, Maribel Piera y Roberto Ripoll. Los cuatro actores, estaban además nominados al premio al mejor actor. El jurado para evitar polémicas, decidió dejarlo desierto. Como para volver...

Año 1987

            Además de otras representaciones de “Esplai-Plai” , este año destaca por la puesta en escena por parte de la compañía la obra teatral  “Héroes”,  de Bernard Shaw  , dirigió  Juan Gil  y se llegó a un total de ocho  representaciones, una de ellas, el 27 de Diciembre en el Teatro Ideal de Villanueva de Castellón, dentro del “IV Concurs de Teatre per a Aficionats”, que se extendía desde el 1 de Noviembre al 24 de Enero del 88, con actuaciones domingos y festivos a las seis de la tarde, y donde participaron 13 grupos teatrales de categoría A (dónde estaba incluida Ágora) y 11 de categoría B.

  Parece que por esta época empezaron a evidenciarse los primeros síntomas de la crisis de la compañía que estallaría  el año siguiente. Curiosa coincidencia resulta que es precisamente en este año, según los Estatutos de Àgora, exactamente el 23 de Noviembre, cuando consta la fecha de constitución en el registro oficial como Asociación “Grup de Teatre” Àgora (Grupo de Teatro Aficionado).

Año 1988

            Este año también supuso un año relevante para el escenario teatral  aficionado valenciano.  Se empieza a gestar en nuestro país (valencià) la “Federació de Teatre Amateur de la Comunitat Valenciana”, con el fín de coordinar y apoyar las iniciativas de las compañías de aficionados que pueblan la geografía valenciana desde el Cenia hasta el Segura. Veámos ahora algunos retazos del nacimiento de esta decisiva iniciativa teatral en la que tanto tuvo que ver Àgora:

La Asamblea constituyente se habia desarrollado en Alzira  ya en el año 1986. Fué en el verano de ese mismo año, y a iniciativa de la Conselleria de Cultura, que tuvo lugar un Congreso de Teatro en Elda. En ese marco y en un intento de gestar una Federación de Teatro Amateur, allí se dieron cita diez ó doce grupos de aficionados, y gente del teatro no organizada; se debatieron  los problemas en mesas y ponencias y como conclusión final del Congreso salió un firma compromiso de reagruparse con la finalidad de constituir una Federación. Surgió una Gestora (a partir de miembros de grupos de teatro presentes en Elda, entre ellos de nuestra compañía) que tuvo la responsabilidad de contactar con otros grupos teatrales…

En Marzo del año 1987 la reunión fue esta vez en la Sala Triangle de València. De allí salió ya elaborado el primer Borrador de Estatutos de la Federación ( Àgora estuvo representada por Enric Martí). Ya se habló entonces de la necesidad de una Sede Social para la Federación, y para evitar el centralismo recurrente y fácil de la ciudad de València, Àgora ofertó  el Teatre Municipal Don Enrique de Carcaixent:  La propuesta se aceptó por unanimidad. Solo quedaba pues, y así se hizo, presentar los Estatutos  para su aprobación legal y celebrar la que seria Asamblea Constituyente de la Federación,  evento que se desarrolló en Alzira  ya en este año 1988 en el Salón de Actos del Instituto “Rei En Jaume”.

Tras las habituales peripecias administrativas, de correcciones, burocracias y otras incomodidades, los Estatutos de la Federación son inscritos en el Registro Oficial de Asociaciones.

En este mismo año salió pues la 1ª Junta Directiva, de la que fue el primer Presidente  Ximo Romà del grupo teatral de Altea “Pla i Revés”. En esta primera Junta, el miembro de Àgora Enric Martí ocupó el cargo de Tesorero. Los cargos directivos, se vienen renovando aproximadamente cada dos años, y así Enric Martí ha ocupado diversos cargos de la Junta Directiva de la Federación, que fué alternando además los de Presidente (de 1992 a 1994), con los de Vicepresidente y Contador. Otros miembros de la Compañía también han estado practicamente desde sus inicios dando el callo en la Junta de la Federación, como han sido  Pepa Oliver, Roberto Ripoll y Ana Albiñana, que asumió el decisivo papel de la secretaría técnica, aun no siendo miembro de la Junta Directiva.

Pero refiriéndonos a la evolución de la compañía y en este año 1988,  fueron otros hechos los que marcaron, para bien o para mal, su trayectoria a partir de éste año. Según hemos podido reconstruir, los hechos bien pudieron haber ocurrido más o menos de la siguiente forma:

            Este año destaca también porque se produce una crisis en el seno de Àgora (“ la crisis ha venido y nadie sabe como ha sido!”)  que lleva a abandonar la misma ,entre otros a Juan Gil, Juan José Tomás,  Manolo Learreta,  Javi Lluna, etc. Como se ve, de entre lo más granado del sector, -digamos- más progresista, en sus posiciones políticas y teatrales; aunque la chispa que encendió las diferencias parece fueron razones más de organización interna, reparto de responsabilidades y tareas, financiación , etc.  Así pues  el detonante de la salida de parte de los miembros del grupo obedeció, más a razones  “domésticas” que a consideraciones ideológicas, puesto que estas diferencias siempre habían existido. Como ocurre siempre que existe un divorcio, este obedece a  una mezcla de factores, donde podríamos encuadrar en el caso que nos ocupa, y en el orden y con el peso que el lector  prefiera,  una distinta concepción de las prioridades teatrales, protagonismos, sentido de la realidad, teoría y práxis teatral, financiación, etc. Si hubiera que repartir los papeles de esta “representación” o poner etiquetas a cada uno de los trajes, uno se atrevería a hablar de “los puros” vs. “los pragmáticos” o algo así!… Afortunadamente para el teatro local, por una parte las diferencias nunca han sido irreconciliables, y por otra  la realidad hoy es la que es.

             Pero  dejémonos de especulaciones sobre el pasado que a nada conducen y volvamos a la normalidad del relato sobre el trabajo teatral, y en ese sentido hemos de anotar  en este año, que se representó el 4 de Octubre la obra   “La mueca del miedo” de Darío Fo, y dentro de la “IV Mostra de Teatre Ciutat de Carcaixent” fué el estreno. No tenemos constancia exacta del número de  representaciones que finalmente se desarrollaron. La dirección fue conjunta de Salut Llopis y Pepe Cogollos y hemos podido saber que con este montaje se actuó en el Concurso Teatral para Aficionados de Puçol,  y también  dentro del “V Concurs de Teatre” en Villanueva de Castellón, el 30 de Octubre, en esta ocasión fue donde la compañía obtuvo el Premio a la mejor obra y al mejor actor Vicente Giner.capitulo 11 2

 Se acabó el año teatral con una nueva representación en  Almoradí  (el 3 de Diciembre)

Año 1989

            Cabe destacar en la arriesgada puesta en escena de “Samarkanda” de Antonio Gala; que dirigió Vicente Giner, la incorporación de nuevas tecnologías y en el campo de la luminotécnia, en el montaje del techo figuraba un ciclorama de luz. Hubieron 3 representaciones en Octubre en Carcaixent, y el 29 de ese mes se representó en Villanueva de Castellón en su Certamen de Teatro. El éxito esta vez en Castelló fue total:  Mejor obra teatral,  mejor dirección  para Vicente  Giner  y mejor actriz  que fué a parar a Ana Albiñana.